Novedades

Buenas Noches

¡Buenas noches, Padre Dios!

¡Buenas noches, Padre Dios!

Antes de cerrar los ojos, los labios y el corazón, al final de la jornada, ¡buenas noches, Padre Dios! Gracias por todas las gracias que nos ha dado tu amor; si muchas son nuestras deudas, infinito es tu perdón. Mañana te serviremos, en tu presencia, mejor. A la sombra de tus alas, Padre nuestro, abríganos. Quédate junto a nosotros y danos tu bendición. Antes de cerrar los ojos, los labios y el corazón, al final de la jornada, ¡buenas noches, Padre Dios! Gloria al Padre omnipotente, gloria al Hijo redentor, gloria al Espíritu Santo: tres Personas, sólo un Dios.

¿Qué te dice el Señor al terminar este día?

La tarea de todo hombre

La tarea de todo hombre

"Cada persona que ha nacido en este mundo significa algo original, algo  que  nunca existió antes de ese momento, algo nuevo y único. Y toda persona tiene el deber de  caer  en  la cuenta y reflexionar en el hecho de que es algo único en el mundo y en que jamás existió nadie  como  ella, porque  si  alguien como esa persona hubiese existido sería ya inútil su presencia en el mundo. La tarea más alta que tiene en sus manos todo hombre es la de llevar  a su culminación esas potencialidades suyas únicas, irrepetible y sin precedente; y el no repetir algo que otro ser, aunque sea el más  excelso  haya realizado ya.” (M. Buber)

¿Qué te dice el Señor al terminar este día?

Cambiar de sitio

Cambiar de sitio

No hace mucho tiempo vi una casa que ardía. Su techo era ya pasto de las llamas. Al acercarme, advertí que aún había gente en su interior. Fui a la puerta y les grité que el techo estaba ardiendo, incitándoles a que salieran rápidamente. Pero aquella gente no parecía tener prisa. Uno preguntó, mientras el fuego chamuscaba sus cejas, qué tiempo hacía fuera; si llovía, si no hacía viento y otras cosas parecidas. Sin responder, volví a salir. Esta gente, pensé, tiene que arder antes que acabe con sus preguntas. Verdaderamente, amigos, a quien el suelo no le queme en los pies hasta el punto de desear gustosamente cambiar de sitio, nada tengo que decirle. (Bertolt Brecht)

¿Qué me dice El Señor en esta noche?

De las grandes cosas conocemos muy poco

De las grandes cosas conocemos muy poco

Un príncipe oriental, para dar una lección a sus súbditos sobre la búsqueda de Dios, hizo reunir un día a muchos ciegos. Después ordenó que se les mostrase el mayor de sus elefantes sin decirles qué animal tenían delante. Cada ciego se acercó al elefante y le tocaron en diversas partes de su cuerpo. Al final el príncipe preguntó qué había palpado cada uno. El que había tocado las piernas dijo que un tronco arrugado de un árbol. El que había tocado la trompa, una gruesa rama nudosa. El que había tocado la cola, una serpiente desconocida. Un muro, dijo el que había tocado el vientre. Una pequeña colina, el que había tocado el lomo. Como no se ponían de acuerdo entre ellos, comenzaron a discutir. El príncipe interrumpió la discusión: - Esta pequeña muestra os hacer ver cómo de las grandes cosas conocemos muy poco, y de Dios casi nada.

¿Qué me dice El Señor en esta noche?

Biblioteca

Escucha y ¡Levántate!

Escucha y ¡Levántate!

Claves de lectura y análisis de la crisis social que esta viviendo nuestro país.

Protesta mundial por el clima

Protesta mundial por el clima

El cambio climático es un asunto complejo, donde convergen –de algún modo difícil de precisar– la naturaleza y la acción humana. El problema es que la mayoría de personas no terminamos de dedicar al asunto el tiempo necesario para intentar comprender y resolver.

Sobre los Whatsapp del Curso

Sobre los Whatsapp del Curso

¿Estamos los adultos preparados para utilizar las redes sociales de la mejor manera? ¿Nos metemos en problemas por no darnos cuenta que en realidad no es lo mismo conversar por WhatsApp que cara a cara?

Acompañar pastoralmente a jóvenes en la Iglesia

Acompañar pastoralmente a jóvenes en la Iglesia

Conclusiones de la sociedad de catequetas latinoamericanos de su reunión en Bogotá. La carta tiene como objetivo: intercambiar la reflexión catequética en torno a quienes constituyen el presente de la sociedad y la Iglesia: los jóvenes. Además de compartir las inquietudes, convicciones y opciones, en el gran desafío de hacer camino con Jesús en la búsqueda de una vida plena y feliz.

Via Crucis: el rostro del Otro

Via Crucis: el rostro del Otro

Insumo para realizar Vía Crucis en Semana Santa desarrollado por el Instituto de Pastoral Juvenil de la UCSH, ofrecido para todas las comunidades.

Ateísmo Superficial

Ateísmo Superficial

Hay quienes dicen que no creen en la Iglesia ni en «los inventos de los curas», pero creen en Dios. Sin embargo, ¿qué significa creer en un Dios al que nunca se le recuerda, con quien jamás se dialoga, a quien no se le escucha, de quien no se espera nada con gozo?

Espiritualidad compartida: Laicos adultos y jóvenes

Espiritualidad compartida: Laicos adultos y jóvenes

En el siguiente artículo se aborda la “espiritualidad compartida con el mundo juvenil” desde un foco muy  actual y gratificante para el hombre de hoy, en particular de los jóvenes. Aquello que está en el ADN del ser joven: Vivir en clave de alegría, la vida cotidiana. Decimos que es “una espiritualidad compartida” ya que desde el mundo adulto que acompaña a los jóvenes quedamos impregnados con la vitalidad, energías, alegría y cuanto sentimiento irradian los jóvenes que pareciera un contagio por osmosis.

Cinco formas de ver el aprendizaje

Cinco formas de ver el aprendizaje

Cinco formas de ver el aprendizaje y sus relaciones con las emociones y climas de aula

Las tareas pendientes en educación: Lo Público y la Calidad

Las tareas pendientes en educación: Lo Público y la Calidad

El texto trata dos temas que son realmente centrales para la educación: el significado de lo público y el de la calidad de la educación. Fundamentalmente se trata de saber si en una sociedad, lo público es visto como una entidad independiente, superior, por sobre los ciudadanos y preocupada por el bien común, o si es visto como la suma de las voluntades e intereses de los ciudadanos tomados individualmente.